3 DE MAYO: Día Mundial de la Libertad de Prensa

El Día Mundial de la Libertad de Prensa se estableció en 1993 durante una Asamblea General de las Naciones Unidas. Desde entonces, se celebra todos los años el 3 de mayo, para concienciar sobre la importancia de la libertad de prensa y la defensa de los derechos de los periodistas en todo el mundo. Este día es una oportunidad para reflexionar sobre el papel crucial que desempeñan los medios de comunicación en la sociedad y para reconocer los desafíos que enfrentan en su labor informativa. En nuestro país, la prensa independiente, es decir, principalmente los medios locales, no tienen nada para celebrar, están transitando un proceso irreversible de desaparición.

La Plata, 02 May (Por Jorge Déboli*/InfoGEI).-La fecha fue establecida por la Asamblea General de las Naciones Unidas en 1993, eligiendo el 3 de mayo para conmemorar la Declaración de Windhoek, un documento adoptado en una conferencia de periodistas africanos en Namibia en 1991. En esta declaración, se reafirmó la importancia de la libertad de prensa y la independencia de los medios de comunicación.

Los objetivos propuestos en dicha asamblea para difundir en cada conmemoración fueron: Sensibilizar sobre la importancia de la prensa libre y su papel en la sociedad; Resaltar los desafíos que enfrentan los periodistas en su labor informativa, y Promover la transparencia, el acceso a la información y la democracia.

Sin embargo, en la actualidad, la libertad de prensa a nivel global enfrenta desafíos como la desinformación, la censura, la seguridad de los periodistas y la concentración de medios, a lo que se suman los nuevos retos que impone la era digital, como la proliferación de noticias falsas y la necesidad de verificar la información.

Amenazas éstas, que en general afectan a todos los países de occidente, pero que, particularmente en la Argentina, se suman otras que ya empezaron a concretarse en los hechos, por causa de las políticas neoliberales aplicadas por el macrismo y la actual que rige desde hace casi 5 meses, que sin piedad ya ocasionaron el cierre de más de medio centenar de periódicos locales en los último seis años, solo en la Provincia de Buenos Aires.

Golpe inicial

El primer golpe lo dio Cambiemos a fines de 2018, que volvió a subir el iva del 2,5% al 10,5%, a la publicidad en la web y soporte  papel, a medios gráficos MyPymes locales, mediante un artículo insertado en la Ley de presupuesto 2019.

Como se recordará, la alícuota del 2,5% fue una conquista de los medios locales que comenzó a implementarse en agosto de 2014, luego que el Ejecutivo nacional de entonces enviara al Congreso Nacional un proyecto de Ley, a instancias de una propuesta de Cadypba presentada en la Mesa de Diálogo Nacional realizada en diciembre de 2013 en El Calafate, convocada por el entonces ministro de Economía, Axel Kicillof.

Otro golpe casi en simultáneo

El segundo golpe, aún más fuerte, también lo efectuó la gestión de Juntos por el Cambio, casi en simultáneo con el anterior mazazo: mediante un proyecto de Ley aprobado por ambas Cámaras legislativas, que derogó los artículos antimonopólicos de la Ley 26736, de producción, comercialización y distribución de papel para diario, norma sancionada en diciembre de 2011, que garantizaban precio igualitario y acceso a la compra en fábrica a todos los medios gráficos del país.

Posteriormente llegó el Coronavirus con las consiguientes restricciones que impuso, que afectó de sobre manera a la prensa escrita, situación ésta que para las empresas periodísticas MyPymes, de alguna manera, luego fue compensada con una distribución un poco más equitativa de la pauta oficial.

Golpe de gracia

Así se llega a diciembre de 2023 con el golpe final para los medios gráficos locales, mediante una serie de medidas que dieron de lleno en este segmento de los medios de comunicación: la inédita y brutal devaluación que llevó el precio del papel diario a un precio que tornó insostenible la continuidad de la versión papel; el DNU que derogó por completo la Ley 26736, y el primer anuncio del vocero presidencial, la suspensión por un año de la publicidad oficial.

Combo este de medidas, que generaron un daño inconmensurable no es solo al patrimonio y la economía de las empresas periodísticas locales, algunas de ellas con más de un siglo de vigencia, sino también provocaron un daño social afectando seriamente la libertad de los lectores de informarse a través de la mirada del medio local, sobre todo, los segmentos del información provincial, nacional e internacional, cuya elaboración quedará de ahora en más concentrada en los portales de los principales medios porteños.

Concentración de la información

Portales estos, a cuyos responsables el público en general no tiene posibilidad de contactar, como si lo hace habitualmente en las ciudades del interior cuando se cruza en la calle, o en el bar, o en el club, con el director o periodista del medio local, a quien pueden interpelar sobre tal o cual noticia publicada u omitida por el medio.

(*) Jorge Déboli es Director del InfoGEI; titular de Cadypba y miembro de la Coalición por una Comunicación Democrática (CCD).

  • bitcoinBitcoin (BTC) $ 69,590.00
  • ethereumEthereum (ETH) $ 3,886.77
  • tetherTether (USDT) $ 0.998922
  • bnbBNB (BNB) $ 604.54
  • solanaSolana (SOL) $ 170.22
  • staked-etherLido Staked Ether (STETH) $ 3,888.01
  • usd-coinUSDC (USDC) $ 1.00
  • xrpXRP (XRP) $ 0.535180
  • dogecoinDogecoin (DOGE) $ 0.168442
  • the-open-networkToncoin (TON) $ 6.38